Etiquetas

, , , , , ,

Es una pena que la formación profesional parezca estar tan mal vista en España. Los padres quieren lo mejor para sus hijos y lo mejor parece ser sí o sí ir a la universidad. No sorprende por tanto que haya tanto licenciado universitario trabajando en algo que no tiene que ver con su carrera. Suponiendo que en estos tiempos han encontrado trabajo teniendo en cuenta que el paro juvenil ronda el 50% actualmente.

Por otro lado, nos encontramos con personas que trabajan de pintor, fontanero, electricista haciendo chapuzas. Casi parece que ser “chapuzas” sea una cosa guay. ¿Acaso no prefieres que el pintor, fontanero, electricista que venga a hacer un trabajo a tu casa haya estudiado su profesión y sepa realmente lo que hace? O ¿sólo quieres que te salga barato y sin IVA?

¿Cuándo nos daremos cuenta de que no todo el mundo vale para la universidad? Y no hay nada de malo en ello. Igual que una persona puede valer para hacerse médico, puede no valer para electricista o florista. No todo el mundo tiene que ser físico nuclear. Existe una gran variedad de profesiones y muchas de ellas no requieren título universitario, pero sí deberían requerir una formación profesional. Hay profesiones en las que parece ser más normal la formación profesional como puede ser el caso de peluqueros, esteticistas, personal de hostelería. Pero hay muchos otros trabajos que deberían profesionalizarse también.

Por poner un ejemplo, en Alemania existe la formación de Einzelhandelskaufmann lo que se podría traducir como técnico comercial al por menor. Sí, existe una formación profesional para ser dependiente. Por si te preguntas qué podría tener que aprender un dependiente, pues por ejemplo asesoramiento y venta, abastecimiento, manejo de caja y aplicaciones informáticas, recepción y almacenamiento de la mercancía etc. La próxima vez que te encuentres a un dependiente maleducado y poco profesional en una tienda, espero que te acuerdes de este post.

Además la formación profesional en países como Alemania, Austria o Francia suele combinar la parte teórica con la parte práctica, la llamada formación dual que por fin se está empezando a implementar en España. Parece que hay empresas que se empiezan a dar cuenta del beneficio que tiene para ellos participar activamente en la formación de nuevos trabajadores y crear una buena cantera. Entre las primeras empresas están los fabricantes de automóviles que tienen el ejemplo de Alemania muy cerca, pero la banca, compañías eléctricas y farmacéuticas también están empezando a introducir programas de formación dual.

Aprovar no es aprender

Flickr.com Senta

Según el INE, de la población española de entre 25 y 64 años el 43% tiene un nivel de formación bajo y casi el 35% un nivel de formación alto. Sólo el 22% tienen un nivel formativo medio. La media de la Unión Europea sitúa el 24% en un nivel bajo, el 48% en un nivel medio y el 29% en un nivel superior de formación. En Alemania y Austria el nivel bajo incluso se sitúa entre el 11 y 12% y la formación media entre el 57 y 58%.

A mí me parece preocupante que casi la mitad de la población tenga un nivel de estudios muy bajo y de allí saltemos a casi un tercio con estudios superiores. Con estas cifras supongo que no sorprende que el problema del paro parezca tan difícil de resolver. De hecho ya antes de la crisis, España tenía un porcentaje alto de desempleados si lo comparamos con otros países europeos. A día de hoy, como señala un artículo de Europress, España ocupa el segundo puesto entre los países de la UE con más parados con estudios superiores y también con nivel formativo bajo.

Pero en vez de atacar el problema de una vez por todas, el plan de educación parece un juguete con el que quiere jugar el partido que esté al poder en cada momento y cada uno añade su pizca para machacarlo más sin terminar de resolver problemas estructurales de fondo. Sabías que en Finlandia se deben reunir representantes del gobierno, profesores, padres y alumnos para discutir y acordar cualquier cambio en el plan educativo. Se reúnen personas con diferentes puntos de vista y conocimientos diferentes de la materia para asegurar que los cambios sean beneficiosos y razonables. Nos son unos pocos que ponen un parche que se les acaba de ocurrir.

Flickr.com AJ Cann

Flickr.com AJ Cann

Si bien es verdad que he empezado hablando la formación profesional, que es algo inventado hace mucho tiempo y que creo que sigue teniendo validez, también creo que habría replantearse el sistema educativo a lo largo de la vida de una persona. Como dice Ken Robinson en su Ted Talk “Bring on the learning revolution!” la enseñanza fue concebida de forma lineal. Hay que ir a la guardería, al colegio, a la universidad por este orden como si no hubiera otras opciones. Habría que plantearse si para tener éxito en la vida, es necesario seguir exactamente ese camino sin desviarse. Además los planes educativos que se vienen reformando y reformando fueron concebidos en la era de la industrialización para crear trabajadores industriales y oficinistas conformistas que se dejen llevar por la vida según va surgiendo porque no nos enseñaron en el colegio a hacer un plan de vida o carrera.

Flickr.com Wesley Fryer
Flickr.com Wesley Fryer

Las necesidades de las personas han evolucionado, van surgiendo nuevas profesiones y nuevas formas de trabajar. ¿No sería más útil que, en vez de inculcar conocimientos, más o menos útiles más adelante, a base de memorizar sin razonar, enseñaran a los alumnos técnicas de aprendizaje y razonamiento, técnicas de búsqueda de información, inteligencia emocional, técnicas de presentación y para hablar en público, cómo hacerse un plan de vida etc. para prepararles para la vida personal y profesional. Existen ejemplos de escuelas conocidas como Montessori o Waldorf que enseñan de forma distinta y parece que sus alumnos consiguen tener éxito en la vida. Es un tema complejo y yo tampoco tengo la varita mágica para resolverlo.

Pero y si los colegios (y los padres por supuesto) trabajaran más en infundir en los alumnos curiosidad por saber más, por cuestionar las cosas, por desarrollarse. Hoy en día tenemos tantos recursos a nuestra disposición para profundizar sobre temas que nos interesen, para formarnos y aprender. En internet  por ejemplo hay tantas oportunidades para informarse y formarse. Existen miles de vídeos de tutoriales, cursos online, podcasts y otros recursos para aprender sobre multitud de temas. ¿Eres esteticista? Hay cantidad de blogs sobre belleza y vídeos con trucos de maquillaje por allí. ¿Eres conductor profesional? Hay foros de aficionados y profesionales que intercambian información útil. ¿Quieres aprender un idioma? Hay curso, vídeos en YouTube, plataformas de aprendizaje. Aunque parezca que hay mucha información dirigida a profesionales del marketing online, community managers y otras profesiones del mundo digital, también hay muchísima información para otras profesiones, intereses y aficiones. Y no nos olvidemos del recurso clásico de las bibliotecas. Disponen de libros, CDs, vídeos sobre todo tipo de temas.

pixabay.com

pixabay.com

Realmente creo que no hay excusa para quedarse estancado, resignarse con lo que te enseñaron en el colegio y no explorar nuevos conocimientos y habilidades a adquirir.

Como dijo Nelson Mandela en una entrevista “…nunca pares de aprender… porque el día que dejas de aprender empiezas a ser irrelevante”

Te dejo unos artículos y TED Talks interesantes sobre la importancia del aprendizaje, la enseñanza y la curiosidad por aprender.

Posts:
Nunca dejes de aprender o empezarás a desaprender
Cuando dejas de aprender, dejas de vivir
El blog de Álvaro Cabo, joven autor de “Ser inteligente no es un delito”

TED Talks:
Ken Robinson: How to escape education’s death valley
Ken Robinson: Do schools kill creativity?
Ken Robinson: Bring on the learning revolution!
13 year old Logan on home schooling

Anuncios